Pequeños placeres que los hombres jamás disfrutarán.

bf984d79f0fdc0712fa7f34554c949b0

Existe una enorme cantidad de satisfacciones, tanto sexuales como no sexuales, derivadas de esta extraordinario gusto por vestirse de mujer. Y dichas satisfacciones son algo que los hombres que no practican la feminofilia nunca experimentarán. Y al ser algo cotidiano para las mujeres, lo más seguro es que ellas ni siquiera se fijen en esos detalles que para nosotras son la gloria, tales como:

  • Sentir la suavidad de las medias cuando las piernas están recién depiladas.
  • Despertar completamente vestida de mujer y admirar cómo el camisón se ciñe a tu piel, formando pequeñas arrugas de increíble suavidad.
  • Acomodarte los tirantes del sujetador cuando se resbalan.
  • Cuando abrochas el sujetador sin ver por primera vez.
  • Comprar ropa de mujer en los grandes almacenes y que sepas que la empleada sospeche que es para ti.
  • Cuando logras caminar con tacones sin parecer Bambi.
  • Hacer las labores domésticas vestida como para una noche de gala.
  • Cuando alguien que conoce tu secreto te trata como mujer.
  • Acomodar tus medias cada que se bajan.
  • Orinar sentada.
  • Alisar la falda cada que te sientas
  • Cuidar de no abrir tus piernas cuando ya estás sentada.
  • Cómo lucen tus piernas con falda y medias.
  • Ese dolor en los pies cuando te quitas los tacones después de traerlos por mucho tiempo.
  • Dejar manchas de lipstick en los vasos.
  • Doblar las rodillas cuando te agachas a recoger algo.
  • La primera vez que te encanta cómo te queda tu maquillaje.

91d60cb7b984f7168062bc804ee3c0c0

Podría pasar toda la tarde listando razones para amar la feminofilia, ¡pero prefiero que tú me digas cuáles son las tuyas!

 

5 thoughts on “Pequeños placeres que los hombres jamás disfrutarán.

  1. Es un placer increíble e inenarrable la sensación de sentir los rayos del sol, del viento del día o la noche, al caminar en tacones y llevar una falda, y bajo esta, una tanga. Es en verdad una delicia.

    Liked by 1 person

  2. Sentir las suaves texturas de las medias y la falda cuando caminas y la caricia del viento acariciando tus piernas.

    El contoneo al caminar en tacones por la calle.

    Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s